skyline5sevilla

Lunes. Cara como si unieras todos los Lunes del mes y te lo inyectarán en vena. Todavía con sueño que recuperar pero, ¡Contentísimo!

Estos pasados días 21,22 y 23 se ha realizado, o mejor, vivido el Startup Weekend Sevilla, dentro del marco de la Global Startup Battle, donde miles de mentes inquietas presentan sus ideas ante otras mentes inquietas buscando crear un equipo competente y desarrollar un proyecto viable y escalable.

GSB_2013_Logo_Black_RGB (1)

Ahí me encontraba yo, con una idea que me rondaba la mente desde hacía mucho tiempo, Recurrela, una plataforma web y movil con la que recurrir multas en tan solo dos pasos y a un precio bajo y fijo.

Mi compañero de batalla desde antes del evento fue mi amigo Miguel Sevilla, desarrollador en varios lenguajes, con el que habíamos conformado la idea inicial y el planteamiento de la plataforma.

PRIMER DÍA – VOTACIONES DE IDEA Y ELECCIÓN DEL EQUIPO.

Hay que decir que todo el mundo, unos 80 asistentes, podíamos presentar una idea que posteriormente sería votada por todos para ser desarrollada de manera más extensa con un equipo de compañeros.

El pitch o discurso para presentar tu idea ante el público dura un minuto, mis consejos son, una vez pasado el evento:

-Da una pequeña entrada, quizás en tono de historia, contando un problema común o de datos que llamen realmente la atención.

-Se natural, no te metas en tecnicismos que puede que solo tu entiendas porque conoces la idea o que no entienda el que te tiene que votar porque no es técnico.

-Termina con un lema o un grito de guerra que quede grabado en la mente de la gente.

Una vez que realicé mi spitch sobre Recurrela y se presentaron unas 60 ideas por parte de los demás compañeros llegaba el momento de votarlas y de conseguir convencer para ganar votos.

Tenéis poco tiempo así que otros consejos una vez pasada la experiencia:

-No vayas uno por uno, habla en grupo.

-Métete en grupos que ya estén formados para presentar tu idea.

-Al que dude véndele la idea de manera más personalizada, plantéale el problema que intentas resolver y las posibilidades que tiene de mercado.

-Si el que puede darte el voto tiene un buen perfil para ser parte de tu equipo, aprovecha para decirle que además de dar el voto podría tener voz en el proyecto.

-No pierdas el tiempo en convencer si ves que de primeras no le atrae mucho tu idea.

Cuando se terminó el tiempo estimado me encontraba con unos 7 votos, más de lo que esperaba aunque sin saber si sería suficiente para poder desarrollar mi idea.

 

Comenzaron a salir proyectos al escenario por números de votos, siendo el mio el tercero con más votos de unos 15 proyectos por lo que la felicidad invadió mi cuerpo ya que tenía claro que podría desarrollar mi proyecto en el startup weekend.

Momento de hacer los equipos! Contentísimo con el equipo que organicé  aunque, sinceramente, me encontraron ellos a mi más que yo elegirlos a ellos y eso es buena señal ya que demostraba que el proyecto les ilusionaba.

Tienes también otros 30 segundos para decir micro en mano que equipo necesitarías y luego convencerlos en otros 15 minutos.

Ahí van otros consejos para esta fase:

-Seguramente necesitarás un desarrollador asi que corre a buscarlos y convencerlos porque suelen tener mucha demanda.

-Si alguno de los que te votaron además daban el perfil ofréceles apuntarse al barco.

-Atento a tocar todas las ramas, quizás tu proyecto de primeras sea uno pero luego las circunstancias te pueden hacer pivotar a otro modelo y necesitar perfiles mas heterogéneos.

-Grupo de whatsapp o Facebook desde el primer segundo!

Una vez realizado todo a sentarse en el puesto de trabajo y conocerse.

Os recomiendo, como yo hice, que nos presentemos, digamos que hemos hecho y en qué somos especialistas o tenemos formación y controlamos.

Como capitán del barco debes tirar de él un poco, romper el hielo, hacer alguna dinámica para que se suelte la gente y plantear tu primer boceto de proyecto.

Explica tu idea y deja que todo el equipo te pregunte dudas y apuntad todo lo que salga y luego haz el proceso contrario, pregúntales a ellos como resolverían el problema que planteas con tu idea.

De esta manera cerebros que piensan distinto al tuyo, ya sea por visión o por formación técnica, darán un toque distinto a la idea, mejorándola o complementándola.

Os recomiendo el primer día volver a casa temprano, a eso de las 23 horas, ya que el Sábado es un día durísimo en el que tenéis que estar muy descansados, aunque no tendrás mucho sueño ya que la energía que te ha transmitido ese primer día no te dejará dormir.

SEGUNDO DÍA – DESARROLLANDO LA IDEA

El Sábado sin duda fue cuando más carga de trabajo se tuvo.

Desarrollar un Business Canvas, donde debes exponer tu idea dividiéndola de manera visual en diferentes apartados que van desde nuestra propuesta de valor hasta los costes.

A la vez la idea madura, dándonos cuenta, por nuestra parte y por los consejos de los mentores, si el proyecto es viable y, si no es así, pivotarlo, que no es más que variar un poco la dirección del barco buscando el éxito tanto en viabilidad como en costes, escalabilidad y clientes potenciales.

Nos repitieron mil veces la importancia del MVP y de la validación.

El primero es tener claro el mínimo producto viable, o lo que es lo mismo, lo mínimo que debe tener nuestro proyecto para cerrar una venta o dar nuestro servicio. De esta manera podemos lanzar nuestro proyecto cuanto antes y llegar al segundo concepto, la validación.

Validar con el cliente no es más que estar seguro que lo que ofrecemos es atractivo, para no darnos un batacazo más tarde.

Encuestas, formularios y, sobre todo, cerrar un cliente, son las principales fuentes de validación.

Personalmente fue un día muy productivo:

-Cambios en las bases de datos.

-Puesta online de la web.

-Pasar de 4 pasos a dos a la hora del uso de la plataforma por parte del cliente.

-Validamos la idea con varios asistentes y una encuesta online.

-Buscar una solución a la confianza del cliente con nuestro proyecto.

-Creación de una videoanimación para explicar nuestro proyecto.

Un día durísimo, con charlas muy interesantes por parte de ponentes (Gracias Javi Padilla por tus consejos) y “mucha caña” por parte de los mentores, buscando exprimir lo mejor de nosotros.

Además el ambiente se volvía tenso según pasaban las horas, ya que  los proyectos encaraban la recta final y todos estábamos nerviosos por tenerlo todo atado.

Consejo:

-Divide al equipo por especialidades para que busquen soluciones conjuntas (programadores, negocios, marketing)

-Haz primero un calendario de la tarde y revisa cada cierto tiempo si se van cumpliendo lo fijado.

-Escucha el feedback de los mentores y lo que te dicen entre líneas.

-Parad cada par de horas y echaros unas risas porque la presión aumenta con el paso del tiempo.

Personalmente fue duro, sobre todo cuando eres el padre de la idea y tienes que organizarlas y buscar soluciones con los demás miembros.

La vuelta a la casa fue a las 00:30 pero la hora de dormir no llegó hasta las 05:00 de la madrugada y las 8 de la mañana, hora de levantarse, ya estaba cerca.

TERCER DÍA – LA EXPOSICIÓN: HORA DE LA VERDAD.

Llega con tiempo a tu puesto de trabajo y relájate.

Te queda filtrar todos los datos e ideas y llevarlas a las diapositivas.

Si el día anterior te ha sobrado tiempo, te recomendaría llevar ya un guión de tu presentación para tan solo pasarla a las diapos y no perder el tiempo sin ensayarlo.

No fue mi caso y fue una locura. Suerte que estoy acostumbrado a hacer cosas bajo presión y me motiva a hacerlo mejor porque si no hubiera sido un desastre.

Maqueta las diapos y testéalas con el resto del equipo y con algún mentor experto.

Consejos:

-Usa tu color corporativo.

-Una palabra por diapositiva.

-Cuando tengas que poner los datos hazlo de manera visual. (diagramas, tartas, etc)

-Deja tiempo para una exposición emotiva final.

-Si tienes que poner un vídeo hazlo al principio, una vez que estes con las diapos no salgas de ellas.

Dos horas para la exposición y todavía maquetando, los nervios eran ya evidentes y los ensayos eran corregidos constantemente. Mientras, los programadores daban los últimos retoques a la plataforma.

Cuando ya tenía fijadas las ideas y convenido lo que iba a decir con el resto del equipo, las ensayé en compañía primero y en solitario después para, finalmente, dejar 40 minutos de tranquilidad mental.

Utiliza ese tiempo previo a la exposición para motivarte, haz bromas, sonríe, disfruta de lo que has hecho en 54 horas, necesitarás esa actitud cuando subas al escenario.

Nuestro puesto era el cuarto y llegó la hora de subir a exponer nuestro proyecto.

Caras sonrientes! Es nuestro momento!

Me presento y hago un tweet oral contando nuestro proyecto, dando paso a la videoanimación explicativa del concepto Recurre.la

 

Comienzan las diapos, ni rápido ni lento, debes llevar el tempo necesario, con seguridad y remarcando, tanto gestualmente como con la emoción de tu voz, que momentos y datos  son los importantes y que queden impregnados en la memoria del jurado.

Personalmente no me centré en hablarles a ellos, muchos lo hicieron pero el cuerpo me pedía hablarles a todos los asistentes.

Los 25 segundos finales los dejé para compartir un pitch emocional  que calase la idea y el cambio que queríamos implementar con nuestra idea.

Algunas miradas cómplices del público me transmitian que lo había hecho bien y me sirvió para afrontar con seguridad los 3 minutos de preguntas.

Consejo:

-Subid todos al escenario aunque solo hable uno.

-Haz un vídeo de tu web, no la manejes en directo para mostrarla al jurado.

-En el momento de las preguntas que se pongan todos a tu lado, da imagen de bloque.

-LLEVAR CLARÍSIMOS LOS DATOS DE TU PROYECTO (COSTES, INVERSIÓN, EXPANSIÓN, CASOS PRÁCTICOS).

El jurado nos hizo 3/4 preguntas que respondí con bastante seguridad, no tuve que apoyarme en el equipo para consultar ya que llevaba claro los datos pero ellos estaban a mi lado para hacerlo llegado el momento y para preguntas técnicas o de escalabilidad.

Los gestos afirmativos del jurado y el no dejarles cabos sueltos hicieron de esos 3 minutos muy poco tiempo, genial!

ACTUALIZACIÓN (EXPOSICIÓN FINAL)

 

Cuando bajas comienza el subidón, ¡Ya esta hecho! Felicitaciones (sinceras) de los compañeros de Startup y de tus propios compañeros, adrenalina pura.

Tan solo quedaba disfrutar de las exposiciones de los compañeros, nervios en algunos, problemas técnicos en otros, humor en muchos y calidez en los más especiales.

Finalmente y tras 40 minutos de deliberación del jurado llegó el momento de la resolución.

Manos agarradas a lo Oscars!

Finalmente salen los nombres:

TERCER PUESTO COMPARTIDO PARA:

Recurre.la, nuestro proyecto !!! y ciclogreen, proyecto sostenible sobre bicis y cupones de descuento.

SEGUNDO PUESTO PARA:

soyuncrack.com, plataforma para talentos.

PRIMER PUESTO PARA:

Oblimi, termómetro para bebes y monitorización a través del iphone.

Mi primera sensación fue de pena, ¡Todos queríamos el primer puesto! Pero hay que reconocer que el proyecto de Oblimi era muy potente, sobre todo por su desarrollo de prototipo, y porque el Viernes anterior se habían presentado unas 60 ideas y dos días mas tarde habíamos conseguido ser el tercer proyecto del Startup Weekend Sevilla.

Ya solo quedaban despedidas y mantener el contacto con el resto de compañeros de la experiencia para también seguir la evolución de sus proyectos. Esto es importantísimo, somos personas y mantener conexiones nunca viene mal, seguro que nos volvemos a encontrar por el camino del emprendimiento.

CONCLUSIÓN

Una experiencia que voy a repetir sin lugar a dudas y UNA OBLIGACIÓN para aquellos que se encuentran perdidos, en búsqueda activa de trabajo o con un gusanillo emprendedor comiéndole por dentro.

En próximos día voy a contar un caso en particular de un miembro de mi equipo desempleado que servirá como ejemplo para todos.

No se cuántos proyectos seguirán adelante pero estoy segurísimo que la semilla ya ha quedado plantada en todos nosotros y que no será nuestro último intento.

MENCIONES ESPECIALES

En primer lugar no podía dejar un segundo más sin dar las mayores y mas sinceras felicitaciones a mi equipo. GRACIAS.

Tuve una suerte brutal y cada uno de ellos aportó muchísimo aunque por causas profesionales y personales coincidiéramos todos a la vez juntos pocas veces.

Antonio Bustamante, Javier Santos, Miguel Sevilla, Alfredo Bueno, Daniel Fernández y el que os habla, Óscar Martín.

¡Sois geniales!

Gracias a EUSA por la pedazo de instalación donde se desarrolló el evento y tener la calefacción a tope siempre debido al frío que ha hecho este fin de semana.

En segundo a los amigos de WorkINcompany.

En tercero a la organización del Startup Weekend Sevilla, que tanto han luchado por hacernos sentir como en casa, animándonos a tuitear, dándonos de comer comida riquísima y estando al tanto de cualquier cosa que nos hicera falta: Jaime Aranda, Alberto Pérez, Lucía Salom, Patricia Carmona, Ramón Bullón, Ricardo Pabón, Marta G. Navarro y Celeste González. GRANDES.

También acordarme (el Sábado lo hice de otra manera malditos) de todos los mentores: Talal Benjelloun, Ricardo Chacartegui, Jose Castro, Daniel Escribano, Jorge Galindo Cruces, Máximo Gavete Macías, Carlos Pérez Fernández, José Antonio Pérez Moral, Pilo Martín, Luis Martínez, Emilio Solís y David Troya.

También gracias a los excelentes ponentes y sus consejos: Miguel Macías, Emilio Solís, Pilo Martín, Gustavo Álvarez y Javi Padilla.

También agradecer su labor nada fácil a los guapos del jurado :) Paco Ortiz, Miguel Macías, Juan Carlos Blanco, Javier Apolinar Medina y José Luis Antúnez.

No quiero olvidarme tampoco del conductor del evento Gustavo Álvarez, el mexicano loco que tanto nos ha hecho reir, enseñado y hecho tocar las palmas, gracias wey!!

Podéis encontrarlos a todos aquí.

Por último y no quiero mencionar a nadie para no dejarme a nadie atrás, a todos los compañeros que hemos convivido estas 54 horas juntos, sin duda hemos aprendido muchísimo juntos, tanto de proyectos como de los nervios porque no salen y a buen seguro nos volveremos a ver en el camino porque somos asi de inquietos.

¡Os quiero Estartanos!

 

 

Tagged with →